facilisimo / plantas / foros / plantas y flores / las plantas carnivoras

LAS PLANTAS CARNIVORAS

Usuario dado de baja

● offline

28/02/2007 - 03:24    Comentarios: 43

Podemos definir una planta carnívora como una planta que atrae, captura y digiere seres vivos (en la mayoría de los casos, insectos). Encontramos muchas plantas que atraen los seres vivos, y que, quizás, les capturan (algunas orquídeas lo hacen), pero que no los digieren. No se pueden considerar en absoluto como plantas carnívoras.

En lo que concierne a la atracción, todos los medios son buenos: desde el olor azucarado de la Dioneae, hasta la belleza de un arco iris formado por las gotas de mucilago de la Drosera, ¡el insecto siempre es el perdedor!

Para la captura, la planta utiliza siempre sus hojas, aunque puedan tener morfologías diferentes, y a veces las astas florales ayudan. Sin embargo, nunca se trata de la flor, exclusivamente dedicada a su papel de reproducción...

La digestión se realiza o directamente o con la ayuda de microorganismos, en simbiosis con la planta. Esta asimila luego los nutrimentos liberados.



¿Tienes un blog y te gustaría que fuera más conocido? Sincroniza tu blog con facilisimo.com
9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:38


Reproducción

Reproducción sexual o generativa

Se trata del método de reproducción por semillas. Para ello, es necesario que la planta florezca, y que la flor sea polinizada: el polen, producido por los estambres, tiene que ser colocado sobre los estigmas. Hay especies que toleran la autogamia, entre ellas muchas especies de Drosera ; esto significa que la planta produce semillas incluso si la flor ha sido polinizada con el polen que ella misma había producido. En este caso no se necesitan varias plantas genéticamente diferentes. En algunas especies (Drosera capensis y Dr. aliciae, por ejemplo) las flores se auto-polinizan sin intervención alguna.

Procedimientos: Si la planta no es una de las especies cuyas flores se auto-polinizan1, con la ayuda de un bastoncillo de algodón se coge un poco de polen de la flor (pasando el bastoncillo por los estambres) y lo colocaremos sobre los estigmas de una flor de una planta genéticamente diferente. Este proceso se repite varias veces al día y se espera hasta que la flor se marchite, madure el fruto, y finalmente, se seque el tallo floral. Tal vez sea necesario (sobre todo en las especies que se auto-polinizan) colocar una especie de "preservativo" una vez la flor esté polinizada. Para ello se envuelve a la flor o al fruto en un pedazo de film transparente (de la cocina), o se coloca debajo de la flor sobre unos palillos para evitar que las semillas caigan sobre el substrato y germinen.

Las semillas se guardan en un lugar fresco y seco, en estas condiciones conservan su capacidad de germinar cerca de un año o incluso más. Cuando todo esté listo, las semillas se esparcen sobre el substrato o se entierran unos milímetros con substrato (dependiendo de la especie). Entonces, la humedad se mantiene alta (por encima de 70%), temperatura entre 20 y 25ºC, y una luz intensa (sin pasarse). Después de unas semanas, las semillas habrán germinado. Las semillas de ciertas especies están bloqueadas y necesitan la influencia de frío o calor para poder germinar. El substrato se mantiene siempre húmedo, regando por estancamiento (¡nunca por arriba!) sin encharcar y, por supuesto, con agua de buena calidad y libre de cal. Cuando las plantas ya tengan varias hojas y raíces se pueden transplantar.

1 En las Nepenthes, la reproducción es más complicada, ya que las flores con estambres (masculinas) y las flores con estigmas (femeninas) están sobre plantas distintas.

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:43


Ventajas: Con este método es posible obtener muchas plantas, todas ellas genéticamente diferentes. Además, la planta madre no es dañada, aunque sí debilitada por la producción de flores y semillas. Cruzando diferentes especies, se pueden obtener nuevos híbridos o variedades.

Desventajas: Este proceso resulta bastante largo: aunque ciertas plantas (Drosera, Byblis, etc.) se hacen adultas en unos 8-12 meses desde semillas, otras (Dionaea y Sarracenia, por ejemplo) pueden tardar hasta 4 años. Además, hay que esperar a que la planta produzca flores, lo cual no siempre es fácil de conseguir, y disponer de varias plantas.

Las plantas jóvenes son más sensibles y propensas a sufrir enfermedades. Las primeras semanas de vida pueden ser difíciles para ellas.

Reproducción asexual o vegetativa

Este método de reproducción es posible gracias a que ciertas partes de las plantas tienen capacidad de regeneración, es decir, que de una parte de una planta se puede obtener una segunda planta genéticamente idéntica (un clon). Se pueden seguir varias técnicas, aumentando las posibilidades de éxito considerablemente si se aplican hormonas de raíces (sin abono).

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:44


Técnicas:

& nbsp; ¿ Esquejes de hoja: se corta una hoja sana y no demasiado vieja de la planta, que debe conservar parte de la base. La hoja se coloca en posición normal (en las hojas con tentáculos, con los tentáculos hacia arriba) sobre substrato húmedo. La parte inferior debe estar en contacto con el substrato. La base de la hoja (donde se cortó de la planta) se cubre con un poco de substrato. La humedad se mantiene por encima de 80% tapando la maceta con un film de plástico transparente. Después de varias semanas o algo más de un mes aparecen pequeñas plantas en la parte superior de la hoja o en su base. las plantitas se pueden transplantar en cuanto hayan desarrollado raíces propias, manteniendo alta la humedad en las primeras semanas. Mantener el substrato húmedo, regando por estancamiento (sin encharcar), con agua de buena calidad y libre de cal.

& nbsp;&nb sp;  ;

& nbsp; ¿ Esquejes de raíz: el procedimiento es el mismo que en los esquejes de hoja. Las raíces se cortan en trozos de 2-4 centímetros de longitud y se cubren con un poco de substrato húmedo. No encharcar el substrato. No aplicar esta técnica aplantas con raíces sensibles (Drosophyllum, Droseras pigmeas, Cephalotus...).

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Esquejes de tronco: esta técnica se puede aplicar a Nepenthes y es bastante útil ya que estas plantas pueden crecer demasiado. Consiste en cortar el tronco de la planta a media altura y plantar la parte superior después de aplicar hormonas de raíces. La parte inferior debe poseer bastantes hojas sanas para poder continuar creciendo.

& nbsp;&nb sp;  ;

¿ División: se puede aplicar a las plantas que tienen un rizoma (Dionaea, Sarracenia, Darlingtonia...) o a las que tienen muchos estolones (muchas Utricularias terrestres). La planta se divide de un corte en dos, procurando que haya raíces en las dos partes. Las dos partes se vuelven a plantar en macetas separadas.
9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:45


& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Vástagos/plantones: hay plantas que a menudo producen vástagos o plantones (Nepenthes, Darlingtonia, ciertas Drosera...), pequeñas plantas que en un principio dependen de la planta madre pero que pronto se "independizan", produciendo sus propias raíces. En cuanto esto ocurra, los plantones se pueden separar de la planta madre y se transplantan.

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Gemas: las Droseras pigmeas se reproducen por gemas, como se explica en la ficha de Drosera .

& nbsp;&nb sp;  ;

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Propágulos: las Pinguiculas nórdicas (P. grandiflora, P. vulgaris, etc.) y las especies P. heterophylla y P. primuliflora producen propágulos (pequeñas hojas modificadas que aparecen en los bordes de las hojas y se separan de éstas) en otoño. Cada propágulo crece y se convierte en una planta adulta en 1-2 años. Se recolectan y se colocan sobre un substrato adecuado, donde pronto echan raíces. Se cultivan como si fueran plantas adultas.

& nbsp;&nb sp;  ;

Ventajas: la reproducción asexual es un método más rápido, ya que las plantas obtenidas crecen a un ritmo similar al de sus "padres" (es como si ya fueran adultas desde el principio). Las técnicas son sencillas y fáciles de aplicar.

Desventajas: la planta madre será dañada en la mayoría de los casos y con la herida aumenta el riesgo de infecciones. Esto se puede evitar desinfectando las heridas con fungicidas. El número de ejemplares obtenidos será reducido, por lo que no resulta muy efectivo para fines comerciales, pero sí para aficionados que sólo quieren ampliar su colección o destinar los excedentes a intercambios.

Consejos:

& nbsp;&nb sp;  ; - La mejor época para hacer los esquejes es en primavera.

& nbsp;&nb sp;  ; - No tocar los esquejes hasta que hayan crecido un poco, ya que las primeras raíces son muy sensibles y pueden ser dañadas.

- Plantar los esquejes, gemas o propágulos lo antes posible. Las gemas y los propágulos se pueden conservar aproximadamente un mes en condiciones frescas y secas.
9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:49


Enfermedades/ Problemas

Los problemas de cultivo más frecuentes tienen como causa unas condiciones de cultivo inadecuadas, ya que muchas veces se subestima la importancia de la iluminación, el riego y substrato correctos.



LAS PLANTAS CARNIVORAS LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:50


Nota: aplicar los insecticidas con precaución y siempre en dosis reducidas repetidas veces. Sobre todo Drosera, Byblis y Pinguicula son sensibles a los productos químicos. Son recomendables productos sistémicos.

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 04:53


FICHAS DE PLANTAS



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 05:02


Aldrovanda

Esta prima hermana acuática de la Venus Atrapamoscas (Dionaea muscipula) es cada vez más escasa en sus múltiples hábitats. En cultivo tampoco abunda, ya que es muy exigente y bastante cara.

Especies: 1 (Aldrovanda vesiculosa).

Familia: Droseraceae.

Distribución: Europa, Asia, África y Australia, aunque en muchas partes de Europa ya se ha extinguido. Aldrovanda flota en aguas quietas o muy tranquilas.

Tipo planta: Acuática.

Tamaño: Hasta 30 cm de longitud.

Descripción: La planta está formada por un brote con numerosos verticilios de 5 a 9 hojas. Las hojas tienen una longitud aproximada de 1 cm y en su final se encuentran las trampas, similares a las de Dionaea, pero mucho más pequeñas y con más pelitos sensibles (disparadores). Las trampas están dirigidas hacia la izquierda, no hacia arriba como en Dionaea. Además, los dientes son tan pequeños que apenas se ven. Las plantas adultas carecen de raíces. Las flores, de color blanco, son minúsculas y se encuentran sobre un corto pedúnculo floral justo por encima de la superficie del agua. Es posible que se auto-polinicen. Mientras que un extremo del brote crece, produciendo nuevos vertilicios, el otro extremo se va muriendo. De vez en cuando se producen ramificaciones. Al morir el brote en el extremo trasero, las ramificaciones se separan del brote principal (reproducción vegetativa o asexual).

Tipo trampa: Trampa maxilar activa. Digestión activa.

Funcionamiento: Las trampas de la Aldrovanda funcionan igual que las de Dionaea, sólo que todo el proceso transcurre bajo el agua y que las presas son mucho más pequeñas (larvas de mosquito, pulgas de agua, etc.). El mecanismo sólo funciona cuando la temperatura es superior a 20ºC. Las presas son degradadas por enzimas.

Curiosidades: Aldrovanda tiene un área de distribución muy amplia. Mientras que las trampas procedentes de latitudes tropicales crecen durante todo el año, las nórdicas hibernan en el fondo en forma de turiones.

Cultivo:

Generalidades: el cultivo de esta peculiar planta carnívora es difícil. Lo más importante: mucho cuidado con las algas. Si apareciesen, habría que trasladar la planta inmediatamente a otro recipiente. Las plantas tropicales se pueden mantener en pequeños acuarios o recipientes similares, mientras que las nórdicas se encuentran a gusto en un estanque al exterior.

Temperatura: las plantas tropicales se cultivan entre 20 y 30ºC durante todo el año. Las plantas nórdicas necesitan temperaturas más bajas en invierno: por debajo de 10ºC. Evitar Tas por encima de los 30ºC.

Luz: mucha luz, pero cuidado con las algas.

Substrato/ agua: meter en el acuario (o estanque) una capa de turba rubia entre 5 y 15 cm, rellenarlo con agua de lluvia o destilada y dejarlo reposar un mes o dos. Comprobar entonces que el valor de acidez del agua esté entre pH 5,5 y 6. No es necesario que el agua sea incolora. Entonces ya se puede meter la planta. Habrá que comprobar regularmente que el valor de acidez no suba de pH 6.

Comida / abono: Aldrovanda es una de las pocas plantas carnívoras que necesitan que se les dé de comer de vez en cuando. Así que habrá que asegurarse de suministrarle pulgas de agua (disponibles en tiendas de mascota) de vez en cuando, que ella sola cazará. Por lo demás, no abonar para no alterar el valor pH del agua y para evitar la aparición de algas.

Descanso: las plantas nórdicas hibernan en el fondo del estanque y vuelven a emerger en primavera.

Reproducción: por separación de ramificaciones (división).



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 05:04


FIN PRIMER BLOQUE. Mañana continuo con más fichas.

Lobo.

432
 carnivora
» y tengo años
» Fecha: 28/02/2007 - 14:37


Lobo muchisimas gracias por la información, no he podido evitar contestarte.

Menudo trabajazo!!!!!. Me ha encantado.

Las plantas carnivoras es algo que me chiflan, de ahí el nombre de mí nick.

Lo dicho, muchisimas gracias 

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:47


Byblis

Estas curiosas plantas australianas, en su mayoría anuales, tienen una abundante y bella floración que decorará a cualquier colección. Las especies anuales mueren en otoño y hay que sembrarlas de nuevo cada año.

Especies: 5.

Familia: Byblidaceae.

Distribución: Australia del norte y oeste.

Tipo planta: terrestre. Excepto Byblis gigantea, todas las plantas arco-iris son anuales. Una especie anual, B. aquatica, es semi-acuática: crece sobre suelos encharcados o incluso medio flotando en el agua.

Tamaño: altura desde 5 cm (Byblis aquatica) hasta 60 cm (B. gigantea).

Descripción: del tallo principal crecen las hojas y también los tallos florales, de una longitud parecida. El tallo principal puede presentar ramificaciones. Las hojas jóvenes están enrolladas hacia fuera, igual que las de Drosophyllum. Tanto el tallo como las hojas y los pedúnculos florales están cubiertos por tentáculos que segregan gotitas de pegamento, las cuales en plena luz brillan en todos los colores del arco-iris. Los tentáculos son inmóviles. Las raíces generalmente son muy finas, excepto en B. gigantea, que tiene raíces gordas para sobrevivir a la sequía y a los incendios. Todas las especies producen muchas flores de color violeta, rosa, púrpura o incluso blanco.

Tipo trampa: trampa pegajosa pasiva. Digestión activa.

Funcionamiento: las presas (sobre todo insectos voladores) son atraídas por las gotitas relucientes y se posan sobre la planta, quedando pegadas. Acaban ahogadas por el pegamento o muertas de hambre. Las glándulas segregan entonces enzimas que descomponen las partes blandas de las presas y absorben los nutrientes.

Curiosidades: una flor de Byblis gigantea sólo libera el polen cuando detecta las vibraciones del batir de alas de un insecto que se acerca a ella, lo cual hace casi imposible su polinización artificial.

En las plantas de este género, las flores están muy cerca de las trampas. Este dato es curioso ya que con ello las plantas ponen también en peligro a sus polinizadores.

El nombre del género, Byblis, proviene de la mitología griega: según la leyenda, Byblis (hija de Miteo) lloró por la muerte de su amado hermano y sus lágrimas brillaron en todos los colores del arco-iris, igual que las gotitas pegajosas de la planta arco-iris.

Cultivo:

Generalidades: se cultivan sobre todo las especies Byblis liniflora y B. gigantea, ya que las demás fueron descubiertas más recientemente. Mientras que el cultivo continuado de B. gigantea es complicado, a la especie anual se le puede mantener bien en un invernadero, reproduciéndola cada año por semillas.

Temperatura:

& nbsp; ¿ Byblis liniflora : entre 20 y 30ºC. Evitar temperaturas más bajas de 15ºC.

& nbsp; ¿ Byblis gigantea : en verano entre 20 y 30ºC. Esta especie es sensible al calor (por encima de 30ºC). En invierno entre 10 y 15ºC.

Luz: mucha luz o iluminación artificial intensa. Las plantas pueden morir por falta de luz.

Substrato:

& nbsp; ¿ Byblis liniflora : 40% turba rubia pura, 50% arena de cuarzo, 10% perlita.

& nbsp; ¿ Byblis gigantea : 70% arena de cuarzo, 20% turba rubia pura, 10% pelita.

Riego y humedad: regar por estancamiento moderado, manteniendo el substrato húmedo; no encharcar. Dejar que el substrato absorbe agua durante unas horas y a continuación vaciar el plato. Ninguna especie soporta el encharcamiento continuado, si bien Byblis liniflora es más tolerante al respecto. El riego de B. gigantea es difícil. Excepto en primavera hay que regar muy poco. B. liniflora exige una humedad por encima de 65%, mientras que B. gigantea se conforma con 50%.

Descanso: Byblis gigantea muere superficialmente si el substrato se seca en verano, pero vuelve a brotar; también descansa en invierno. B. liniflora no tiene un descanso, pero como es una especie anual muere en otoño.

Reproducción: B. liniflora se reproduce fácilmente por semillas año tras año (polinización artificial), ya que sólo así es posible un cultivo continuado. La reproducción de B. gigantea es difícil, ya que hay que abrir los saquitos de polen artificialmente y tratar las semillas simulando un pequeño "incendio", ya que solo germinan después de haber sido sometidas a temperaturas altas. Aún así, el éxito no está asegurado.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:48


Cephalotus

El Jarrito enano es una pequeña joya botánica sólo apta para aficionados con mucha experiencia.

Especies: 1 (Cephalotus follicularis).

Familia: Cephalotaceae.

Distribución: Un pequeño área en el Sudoeste australiano, sobre suelos húmedos.

Tipo planta: Terrestre, en roseta.

Tamaño: Altura hasta 15 cm (hojas de invierno), jarros hasta 5 cm. El diámetro depende del tamaño del rizoma.

Descripción: El Jarrito enano tiene un crecimiento heterogéneo: en invierno y primavera produce grandes hojas ovaladas (no carnívoras), y en verano y otoño, las trampas jarro. Los jarros tienen una tapa semitransparente y poseen un borde con muchos dientes que señalan al interior. El interior de los jarros es más estrecho en la parte superior. En la parte exterior, tres molduras peludas recorren la parte delantera de los jarros de arriba a abajo. Los jarros tienen un tamaño de entre 2 y 5 cm y salen del rizoma sujetos a un tallo que acaba justo debajo de la tapa, en la parte trasera del jarro (no en la parte inferior como en las Nepenthes). Las finas raíces son largas y sensibles. Las flores blancas, apenas visibles, crecen sobre un pedúnculo floral de unos 60 cm de largo. Sin embargo, es muy difícil que las plantas florezcan y produzcan semillas.

Tipo trampa: Trampa jarro pasiva. Digestión activa.

Funcionamiento: Las presas (sobre todo hormigas) son atraídas por el néctar producido en el borde de los jarros y son conducidas allí por las molduras peludas. Una vez sobre el borde, las ventanas semitransparentes de la tapa y el néctar producido un poco más abajo las animan a adentrarse más en el jarro. Las presas resbalan y caen hasta el fondo del jarro, de donde no pueden subir porque la parte superior es más estrecha que la inferior. Las presas son degradadas por las enzimas producidas por la planta.

Curiosidades: Las tapas de los jarros se inclinan hacia abajo en días calurosos y secos para que los líquidos digestivos no se evaporen. Cuando la humedad aumenta las tapas vuelven a su posición normal.

Pese al parecido entre Cephalotus y Nepenthes, ambos géneros no están emparentados.

CULTIVO:

Generalidades: El cultivo del Jarrito enano no es fácil. Hay que regar con precaución y evitar temperaturas demasiado altas. Además, exige una humedad constantemente alta.

Temperatura: En verano entre 20 y 30 ºC y en invierno entre 5 y 15ºC. Evitar heladas (en invierno) y temperaturas más altas de 35ºC (en verano). Le va bien que la temperatura sea inferior de noche que de día, pero no es necesario.

Luz: A media sombra o con luz directa. ¡Cuidado con el sol directo demasiado intenso! Con una buena iluminación, los jarros toman un color rojizo o incluso totalmente violeta.

Riego y humedad: Riego por estancamiento ligero, sin encharcar el substrato. No tenerlo con agua más de 2 días seguidos (¡descansos de agua!). Regar sólo con agua libre de cal. El riego podría ser más cómodo y menos peligroso con macetas con un depósito de agua, que distribuyen uniformemente la suficiente cantidad de agua. Humedad constantemente por encima de 60%.

Substrato: Turba rubia pura a la que se puede añadir un poco de corteza de pino fina. Capa de drenaje compuesta por bolitas de arcilla. Se puede añadir musgo de esfagnos en la superficie. El recipiente de cultivo debe ser muy profundo (unos 20cm), para dejar sitio a las raíces y permitir que la planta sea mucho más robusta. Cuidado al transplantar para no dañar las raíces.

Descanso: En invierno no produce jarros.

Reproducción: Por división si el rizoma es fuerte, o por esquejes de hoja con hojas de invierno. No tocar los esquejes para no dañar las raíces.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:50


Darlingtonia

Esta peculiar planta de aspecto que recuerda al de una serpiente cobra, a la que debe su nombre común, es muy solicitada por los aficionados a las plantas carnívoras, sin embargo, como es bastante difícil de cultivar y muy valiosa; está reservada a los cuidadores de plantas carnívoras que ya tienen mucha experiencia.

Especies: 1 (Darlingtonia californica).

Familia: Sarraceniaceae.

Distribución: California y Oregón (EEUU). Hay poblaciones tanto en zonas montañosas (Mount Hood y Mount Shasta) como en zonas costeras.

Tipo planta: Terrestre, con rizoma.

Tamaño: Hasta 80-90 centímetros de altura.

Descripción: Los peculiares jarros de esta planta giran durante su crecimiento en 180º, de modo que todos señalan hacia fuera. En la parte inferior de la cabeza del jarro está el orificio del que parece salir la lengua bífida, en la parte superior hay zonas donde la pared del jarro es casi transparente, de forma que entra luz por estas pequeñas "ventanas". Las flores de la planta cobra son bastante grandes, de color marrón rojizo y verde claro y se parecen a las de Sarracenia. Las plantas que crecen en lugares sombreados son mayores y más bien verdes, mientras que las que crecen en lugares soleados o a media sombra toman un color rojo intenso y se quedan más pequeñas.

Tipo trampa: Trampa-jarro pasiva, digestión pasiva/ semiactiva.

Funcionamiento: Los insectos (voladores) son atraídos por el néctar que produce la planta en el orificio y en la lengua y acaban por adentrarse en el orificio, ya que las ventanas, que iluminan el interior, les transmiten seguridad. Al intentar salir se chocan y se caen hasta el fondo del jarro. De ahí no pueden escapar, ya que las paredes son muy lisas y además hay unos pelos dirigidos hacia abajo que les impiden subir. Cuando los insectos caen en el agua del fondo y mueren ahogados, ciertas bacterias y microorganismos se encargan de descomponerlos y luego la planta los absorbe. Parece ser que Darlingtonia californica es capaz de producir algunas enzimas para ayudar a las bacterias en la descomposición, pero esto no está muy claro; de ahí que se hable de digestión pasiva o semiactiva.

Curiosidades: Por el misterioso aspecto de Darlingtonia californica, se le suele llamar planta cobra o incluso planta Drácula. La planta cobra captura sobre todo moscas o avispas, pero plantas adultas incluso pueden ser capaces de capturar presas más grandes.

CULTIVO:

Generalidades: La planta cobra precisa de un riego con agua no calcárea: sin encharcarla demasiado, una temperatura fresca en las raíces, una humedad constantemente alta, en un sitio a media sombra y tiene también un descanso invernal. Es aconsejable cultivarla al exterior.

Temperatura: Entre 20 y 35ºC (mejor entre 20 y 30ºC) en verano y durante el descanso invernal entre 5 y 15ºC, soporta ligeras heladas. Le favorece que la temperatura descienda por la noche.

Muy importante: la temperatura en el substrato tiene que ser siempre fresca, ya que las raíces no soportan el calor.

Luz: A media sombra puedes obtener plantas cobra muy bonitas. Evitar el sol directo, sobre todo en verano.

Riego y humedad: Regar, como a las demás plantas carnívoras, exclusivamente con agua no calcárea. Es conveniente que el agua esté a una temperatura fresca. No encharques demasiado a la planta cobra, ya que sus raíces son propensas a pudrirse ante un exceso de agua. No encharques el substrato pero tampoco permitas que se seque del todo (por ello es importante la capa de drenaje que se menciona más abajo). La humedad deberá ser constantemente alta, entre 60 y 80%.

Substrato: Darlingtonia californica se cultiva en recipientes porosos, por ejemplo, de arcilla (para mantener baja la temperatura en las raíces), lo más grandes posible (aunque parezcan desproporcionados, parece que la planta se cultiva mucho mejor en recipientes grandes). El substrato será bastante poroso y estará compuesto por 70% de turba rubia o de esfagnos pura, 20% de arena de cuarzo lavada y 10% de material de drenaje, como vermiculita. Resulta muy positivo añadir musgo de esfagnos vivo en la superficie. En el fondo de la maceta se dejará una ancha capa de drenaje (de unos 10 cm) consistente en bolitas de arcilla. En días calurosos habrá que mantener la maceta en la sombra.

Descanso: Durante los meses de invierno, la temperatura estará por debajo de 15ºC y por lo demás se seguirá cuidando como siempre. Quizás sea bueno reducir un poco el riego para evitar problemas relacionados con la aparición de moho u hongos.

Reproducción: Las plantas cobra adultas a veces producen vástagos que se podrán separar de la planta madre en cuanto echen raíces. Las plantas grandes con rizomas fuertes se pueden reproducir por división. Es más rentable la reproducción vegetativa que la sexual, ya que las semillas tardan bastante en germinar y las plantas semilleras tienen un crecimiento muy lento: puede durar hasta 10 años hasta que se hagan adultas. De todas formas, las plantas semilleras jóvenes se cultivarán a una temperatura más cálida en invierno, ya que no tienen un descanso tan marcado.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:52


Dionaea

Seguramente, la Venus Atrapamoscas es la planta carnívora más famosa y solicitada de todas. Suele ser la planta con la que se inicia la gente en el mundo de las plantas carnívoras y es que tiene un encanto especial con esas bocas que se cierran para atrapar insectos.

Especies: 1 (Dionaea muscipula).

Familia: Droseraceae.

Distribución: North Carolina y South Carolina (EEUU).

Tipo planta: Terrestre, en roseta.

Tamaño: 10- 20 cm de diámetro, hasta 10 cm de alto.

Descripción: Planta perenne, con al menos 5 hojas alargadas, que acaban en la trampa. Ésta consiste en dos lóbulos con forma redondeada, que tiene entre 14 y 20 dientes en los bordes. En el interior de las bocas, de color rojizo, hay generalmente 3 pelos excitables y muchas glándulas digestivas. Las glándulas que producen el néctar que atrae a los insectos se encuentran justo detrás de los dientes. Las hojas crecen altas en verano, mientras que en invierno crecen casi horizontales al suelo. El tallo floral es muy largo (unos 30 cm) en comparación a la planta, para que los insectos que polinizan las flores blancas no se acerquen demasiado a las trampas, que son mortales para ellos.

Tipo trampa: Trampa maxilar activa, digestión activa.

Funcionamiento: Los insectos son atraídos a las trampas por el néctar dulce que éstas producen en los bordes y por su color rojizo. Cuando un insecto se adentra en la trampa toca involuntariamente a los pelos excitables que hay en ella. Si toca un pelo dos veces o dos pelos diferentes en un intervalo de 20 segundos (esto lo hace la planta para evitar cerrarse por otro estímulo, como el viento, etc, ya que pierde energía cada vez que se cierra), estos pelillos generan un pequeño impulso eléctrico, que provoca que se cierre la trampa en unos 0,03 segundos en condiciones ideales.

Los dientes se entrelazan y el insecto queda atrapado entre ellas. Como no está cerrada del todo, los insectos muy pequeños pueden escapar fácilmente, esto es así para que la planta no tenga que digerir una presa que no le aporte tanta energía como pierde en la digestión. Si la presa escapa, la planta se volverá a abrir pasado un tiempo, pero si el insecto es demasiado grande y no puede escapar sigue estimulando (involuntariamente) la planta mecánicamente (pelitos) y químicamente (desechos orgánicos, proteínas...).

Entonces la trampa se sella y los dos lóbulos se juntan con fuerza, de modo que presas muy blandas son literalmente "chafadas", entonces la Venus Atrapamoscas suelta sus ácidos digestivos (enzimas), que disuelven las partes blandas del insecto, y los absorbe mediante glándulas. Una vez digerido el insecto, después de un par de días o una semana, la boca se vuelve a abrir mostrando el esqueleto de quitina no digerible del insecto y estará lista para la siguiente comida.

Curiosidades: La planta sólo acepta comida viva, ya que la presa la tiene que seguir estimulando, incluso cuando la trampa ya está cerrada, para ser digerida. Algunas plantas grandes incluso pueden capturar caracoles o pequeños reptiles y anfibios, como lagartijas o ranas. Si la presa capturada es demasiado grande y no cabe en la trampa, ésta se vuelve negra y se pudre. Cada trampa sólo se puede mover unas 7 veces, o hacer de 3 a 4 digestiones, luego se muere por el gasto de energía y es reemplazada por otra.

CULTIVO:

Generalidades: Esta planta precisa de un riego constante, mucha luz, humedad un poco elevada y es fundamental respetar su periodo de descanso invernal, ya que sino la planta morirá. Por todo ello, resulta muy adecuada para cultivarla en el exterior, pero también se puede mantener en el interior, por ejemplo en un invernadero sin calefacción (siempre y cuando se respeten sus necesidades de luz, humedad y el descanso invernal),: en un terrario bajo luz artificial o en casa en su maceta encima de un plato lleno de agua que, al evaporarse, aumenta la humedad del aire. Si la planta no produce trampas, o muy pequeñas esto se debe a una falta de luz o a que ya va a comenzar su descanso invernal.

Si quieres ayudar a tu planta a crecer más deprisa, ponla unos días al exterior para que pueda cazar unas cuantas moscas, esto es lo que mejor le va. No es conveniente "darle de comer", por un lado porque sólo acepta comida viva y por otro porque no es bueno que cace demasiados insectos. Recordemos que cada digestión cuesta energía y que cada trampa sólo puede hacer 3- 4 digestiones. Por el mismo motivo no es aconsejable jugar con la Venus Atrapamoscas haciendo que se cierren las trampas, ya que cada trampa sólo se puede mover unas 7 veces.

Temperatura: De marzo a octubre entre 20 y 35 ºC, de noviembre a marzo entre 0 y 10 ºC (soporta ligeras heladas). Le va bien que la temperatura sea inferior de noche que de día, pero no es necesario.

Luz: Mucha luz directa, así las bocas adquirirán un color rojo intenso. Sin embargo, la Venus Atrapamoscas puede vivir perfectamente con un tono verdoso o anaranjado. No exponerla al sol directo al mediodía en países muy cálidos, o sólo después de acostumbrarla a ello muy poquito a poco.

Riego y humedad: De marzo a octubre regar por estancamiento. Cuidado con no encharcarla demasiado, ya que se podrían pudrir las raíces. Por eso es conveniente darle algún corto descanso de agua de vez en cuando. En esta época no habrá que regar por arriba. Regar exclusivamente con agua libre de cal (el agua de grifo no es apropiada). De noviembre a marzo regar con cuidado como una planta ¿normal¿ por arriba, sin dejar agua en el plato, manteniendo el substrato un poco húmedo. Después del descanso ir acostumbrándola otra vez lentamente al estancamiento. La humedad no debería caer por debajo de 60% en la época de crecimiento. La humedad ideal está entre 60 y 75%.

Substrato: Evitar a toda costa materiales con un alto contenido en minerales, sobre todo cal, y nutrientes. Un substrato adecuado está compuesto por 2 partes de turba rubia o de esfagnos pura (sin abonar) y 1 parte de arena de cuarzo. También se puede añadir musgo de esfagnos en la superficie. Añadiendo material de drenaje disminuyes el riesgo de que se le pudran las raíces. Es aconsejable mantenerla en macetas de plástico, ya que éstas conservan mejor el agua. Se puede transplantar cada 2 años.

Descanso: La Venus Atrapamoscas precisa de un periodo de descanso de unos 4 meses (generalmente, de noviembre a marzo), durante los que la temperatura no puede ser superior a 10ºC y la tierra habrá que mantenerla húmeda, pero no encharcada. Sin embargo, habrá que reducir la humedad por peligro de putrefacción. Durante estos 4 meses la Venus Atrapamoscas se puede mantener en el frigorífico dentro de una bolsita de plástico. Si hay heladas demasiado fuertes, la planta morirá superficialmente, pero volverá a producir hojas después del periodo de descanso, ya que el rizoma sobrevive.

Reproducción: La división generalmente da buenos resultados en plantas con un rizoma fuerte, pero también se pueden hacer esquejes de hoja. Normalmente (no siempre), para la reproducción por semillas se necesitan dos plantas genéticamente diferentes, además las plantas tardan unos 4 años en hacerse adultas desde semillas. Si no quieres reproducirla por semillas es mejor cortar el tallo floral, ya que a la planta le cuesta mucha energía producir flores.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:55


Drosera

Este género es el segundo más grande de las plantas carnívoras (después de Utricularia) y sus especies se encuentran en (casi) todo el mundo. Dada su gran distribución, hay plantas de las formas más variadas y también con distintas exigencias en el cultivo.

Especies: Unas 154 especies.

Familia: Droseraceae.

Distribución: Omnipresente, pero más de la mitad de las especies procede de Australia.

Tipo planta: Terrestre.

Tamaño: Diámetro desde unos milímetros (Dr. pigmeas) hasta aproximadamente 1 metro (Dr. regia). Altura entre pocos milímetros (Dr. pigmeas) y casi 2 metros (Dr. gigantea).

Descripción: Este género está formado por plantas de formas muy diversas: las hay que crecen en rosetas, en tallo y algunas incluso son trepadoras. Todas las especies tienen hojas con tentáculos en la parte superior. Estos tentáculos producen una especie de pegamento, de forma que hay una gotita de pegamento al final de cada tentáculo.

Los tentáculos son más largos en los bordes de la hoja. Las flores suelen ser pequeñas, de color blanco, roseado o rojizo y las semillas son muy finas, ya que se dispersan con el viento y germinan a la luz (sin estar cubiertas de tierra).

Grupos: El género Drosera se divide en varios grupos; algunos de ellos son:

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Droseras subtropicales: (p. ej. Dr. capensis, Dr. aliciae, Dr. spatulata, Dr. binata). Son las más populares y las más fáciles de cultivar. Casi todas crecen en forma de roseta en regiones con clima templado.

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Droseras nórdicas: (p. ej. Dr. rotundifolia, Dr. filiformis, Dr. intermedia, Dr. x beleziana). Crecen en el hemisferio norte y son resistentes al frío. También las podemos encontrar en Europa e incluso en España (p. ej. Dr. rotundifolia en los Pirineos). Se cultivan en el exterior.

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Droseras bulbosas: (p. ej. Dr. peltata, Dr. menziesii, Dr. gigantea, etc.). Estas plantas desarrollan bulbos para sobrevivir a los incendios en las praderas australianas donde crecen, y a la sequía. Mueren superficialmente en verano. Algunas crecen en rosetas, otras desarrollan tallos y algunas son trepadoras. Las trepadoras pueden llegar a los 2 metros de altura. ¡Pueden superar los 50 años de vida! Excepto Dr. peltata, son difíciles de cultivar.

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Droseras pigmeas o enanas: (p. ej. Dr. scoripioides, Dr. dichrosepala, Dr. pulchella, Dr. ericksoniae, etc.) Estas curiosas Drosera son como plantas carnívoras en miniatura, ya que son muy pequeñas (aprox. 1-2 centímetros de diámetro). Todas proceden del oeste australiano. Crecen en rosetas (sólo unas pocas especies, entre ellas Dr. scoripioides y Dr. dichrosepala, tienen un tallo de pocos centímetros de altura) y tienen una única y sensible raíz. Algunas son bastante fáciles de cultivar. Las flores son muy bellas y a menudo superan en tamaño a las propias plantas. Se reproducen por gemas en invierno.

& nbsp;&nb sp;  ; ¿ Droseras de Queensland: (Dr. adelae, Dr. Prolifera, Dr. schizandra). Estas tres especies crecen en la selva tropical australiana en unas condiciones climatológicas especiales: poca luz y alta humedad. Sólo se pueden cultivar en terrarios.

Tipo trampa: Trampa pegajosa activa, digestión activa.

Funcionamiento: Los insectos son atraídos a las hojas por las gotitas relucientes. Cuando un insecto se posa sobre una hoja, los largos tentáculos de los bordes se mueven y aprietan a la presa sobre la hoja, al mismo tiempo que producen más pegamento. La presa generalmente muere ahogada por el pegamento. En algunas especies (Dr. capensis, por ejemplo), la hoja se dobla sobre la presa para así aumentar la superficie de contacto. Este proceso puede tardar horas o incluso días. Dr. burmannii, una especie anual, es capaz de moverse muy rápidamente y envuelve a sus presas en pocos segundos. El pegamento, que contiene también los líquidos digestivos (enzimas), degrada las partes blandas de los insectos y los nutrientes son absorbidos por los propios tentáculos, no por glándulas especializadas como en otras carnívoras.

Curiosidades: Las Droseras son también llamadas "rocío de sol" por el efecto que la luz del sol sobre sus gotitas.

Algunas Droseras, por ejemplo Drosera rotundifolia, son utilizadas desde la Edad Media como hierbas medicinales contra catarros. También se cree que fortalecen el corazón y que tienen poderes afrodisíacos.

CULTIVO:

Algunas especies son muy fáciles de cultivar y son apropiadas para quien no tenga mucha experiencia (p. ej. Drosera capensis, Dr. aliciae o Dr. binata) otras son más exigentes (p. ej. Drosera adelae, Dr. burmanii y las Dr. Nórdicas). Drosera regia, la mayoría de las Dr. Bulbosas y Dr. Schizandra están reservadas a los expertos.

Generalidades: La mayoría de las Droseras necesitan mucha luz y una humedad por encima de 50%. Se riega por estancamiento con agua libre de cal. El substrato se basa sobre turba rubia pura que se mezcla con más o menos cantidad de arena de cuarzo lavada dependiendo de las necesidades de cada especie. Algunas tienen un descanso en invierno o en verano. Muchas se reproducen bien asexualmente y también por semillas, ya que muchas toleran la autogamia.

Droseras subtropicales: Temperatura entre 20 y 35ºC en verano. En invierno puede bajar hasta 5ºC, pero no es necesario ya que no tienen un periodo de descanso marcado. Mucha luz, a poder ser directa (pero sin pasarse). Riego por estancamiento, manteniendo el substrato siempre húmedo. Substrato: 2 partes de turba rubia pura y 1 parte de arena de cuarzo. Reproducción por semillas, ya que es un método efectivo y rápido. Dr. aliciae y Dr. capensis se auto-polinizan ellas mismas (no es necesaria la polinización artificial), así que procura que las semillas no se dispersen por el substrato si has plantado varias especies juntas, ya que las plantas jóvenes invadirían todo el espacio.

Droseras nórdicas: Temperatura entre 15 y 25ºC en verano y entre -10 y 5ºC en invierno, ya que entonces tienen un descanso. Es posible que la planta pierda todas sus hojas en invierno. Mucha luz, también sol directo. Riego por estancamiento con agua libre de cal. El substrato, compuesto por turba rubia pura y musgo de esfagnos vivo en la superficie, debe estar siempre mojado. Reducir el riego en invierno. Humedad constantemente alta por encima de 70%. Cultivo al exterior. Reproducción por semillas.

Droseras bulbosas: Temperatura en verano entre 25 y 40ºC, en invierno entre 5 y 15ºC. Mucha luz, sobre todo mucho sol directo. En verano las plantas tienen un descanso y mueren superficialmente. Los bulbos sobreviven a este periodo y en invierno las plantas vuelven a brotar. Entonces, regar con cuidado por arriba, sin que se quede agua en el plato. Después de la flor, regar cada vez menos. En verano el substrato se debe secar, aunque en el fondo debe conservarse un poco de humedad. Humedad por encima de 40% en invierno (¡cuidado con la calefacción!). El substrato debe drenar bien y está compuesto por 80% de arena de cuarzo y 20% de turba rubia pura. Se utilizan macetas muy profundas (son adecuadas las macetas de rosas). Reproducción por los pequeños bulbos que produce el bulbo principal de vez en cuando.

Para ello, desenterrar los bulbos en pleno verano (cuando el substrato esté completamente seco y la planta muerta ya se haya separado del bulbo) y plantarlos en la posición correcta en macetas separadas, sin apretar el substrato para que las plantas puedan subir a la superficie fácilmente en invierno. Son plantas difíciles de cultivar, Drosera peltata es con diferencia la especie más robusta, ya que es muy tolerante con el riego.

Droseras enanas: Temperatura entre 20 y 25ºC en verano y en invierno entre 15 y 20ºC. Mucha luz. En invierno proporcionarles menos de 9 horas de luz diarias, ya que si no, no producen gemas. Regar de vez en cuando por el método de estancamiento, pero sin encharcar el substrato, ya que las Droseras enanas tienen una única raíz que es muy sensible. Humedad entre 40 y 70%. Substrato: 2 partes de turba rubia pura, 1 parte de arena de cuarzo fina y 1/2 parte de perlita. ¡No transplantar estas plantas ni tratarlas nunca con insecticidas! Reproducción por gemas en invierno (pequeñas hojas modificadas con capacidad de regeneración): las gemas se forman en el centro de la roseta y sólo si baja la temperatura en invierno y si disminuye el fotoperiodo. En cuanto las gemas hayan madurado, separarlas con una pequeña pinza de la planta madre y esparcirlas cuanto antes sobre un substrato húmedo y bajo una alta humedad ambiental.

Es importante esta forma de reproducción porque la mayoría de las especies pigmeas viven sólo 1-2 años. Las más robustas son: Drosera pulchella, Dr. roseana (= Dr. palacea subs. roseana), Dr. dichrosepala, Dr. palacea, Dr. ericksoniae y Dr. nitidula.

Droseras de Queensland: Temperatura constante entre 20 y 30ºC. Luz indirecta, evitar el sol directo. Incluso pueden estar a la sombra. Mantener el substrato húmedo por el método de estancamiento. Procurar no encharcar. Humedad constantemente por encima de 80%, de ahí que sólo se pueden cultivar en terrarios cerrados. El substrato debe drenar bien: 50% turba rubia pura, 20% arena de cuarzo y 30% perlita. Reproducción por plantones o por esquejes de hoja. Dr. schizandra parece ser bastante difícil de cultivar.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 03:58


Drosophyllum

Esta planta, típicamente ibérica, tiene unas características muy curiosas y es una eficiente atrapamoscas. Si se cultiva bien (lo cual es difícil) nos lo agradece con un intenso olor a miel y con muchas semillas.

Especies: 1 (Drosophyllum lusitanicum).

Familia: DrosopHyllaceae. Este género fue creado muy recientemente, ya que antes Drosophyllum pertenecía a las Droseraceae.

Distribución: Portugal, Sudoeste de España, Marruecos. Se encuentra en casi toda la costa portuguesa, a ambos lados del Estrecho de Gibraltar y en las zonas costeras del Sudoeste español, excepto en el Golfo de Cádiz. Hay otras dos poblaciones entre Ciudad Real y Córdoba. Crece sobre suelos rocosos y arenosos y en pinares. Por la destrucción de su hábitat, hoy día sólo queda un 20% de la población original.

Tipo planta: Terrestre.

Tamaño: Por lo general no pasa del metro de altura, pero se han dado casos de plantas de más de 1,5 m.

Descripción: Planta semi-arbustiva con un tallo que con los años se hace leñoso. Las hojas son estrechas y alargadas y están cubiertas por tentáculos y otras glándulas. Los tentáculos segregan gotitas de pegamento y tienen un color rojo en la punta. Curiosamente, las hojas jóvenes están enrolladas hacia fuera. Las hojas muertas no son separadas de las plantas, sino que, una vez secas, se quedan colgando del tallo creando un contraste con las hojas más jóvenes de color verde (se piensa que esto puede ser útil para atraer a las presas). Quizás este fenómeno es posible gracias al ambiente más bien seco donde crece la planta, ya que de lo contrario las hojas muertas se pudrirían. La planta despide un intenso y agradable olor a miel. Las flores son amarillas y tienen un diámetro de unos 3 cm. Las raíces son largas y extremadamente sensibles, y permiten que la planta sobreviva a la sequía en verano. Se piensa que la niebla marina puede suministrar agua durante las sequías, aunque esto es poco probable en las poblaciones del interior. Drosophyllum puede vivir más de 5 años.

Tipo trampa: Trampa pegajosa pasiva. Digestión activa.

Funcionamiento: Los insectos voladores son atraídos por el olor a miel que despide la planta y por las relucientes gotas de pegamento. Al posarse sobre las hojas quedan pegados a los tentáculos, que segregan cada vez más pegamento. Las presas mueren ahogadas por el pegamento o simplemente mueren de hambre. Son degradadas por enzimas y los nutrientes absorbidos por las numerosas glándulas sobre las hojas.

Curiosidades: Los parientes más cercanos de Drosophyllum son Drosera, Nepenthes y Triphyophyllum. Con los tres géneros comparte muchas características, aunque en principio pueda parecer que con Nepenthes no guarda ninguna relación.

Drosophyllum ha jugado un papel importante en la investigación del orgánulo celular conocido como Aparato de Golghi, que en Drosophyllum se encarga en parte de la producción de pegamento.

CULTIVO:

Generalidades: El cultivo de Drosophyllum es difícil, ya que el riego es complicado y las raíces son muy sensibles. Necesita macetas grandes y profundas y es inapropiado para recipientes cerrados, ya que necesita mucho aire fresco. Donde mejor se cultiva es en el exterior. Evidentemente, será más fácil cultivar a la planta si vives en un clima como el suyo, como se encuentra en la costa sur española.

Temperatura: En verano entre 20 y 40ºC, en invierno alrededor de 10ºC, si bien tolera ligeras heladas.

Luz: Mucha luz directa durante todo el año, sol directo sin problemas. Drosophyllum necesita mucho aire fresco y se encuentra a gusto al exterior.

Substrato: Debe drenar muy bien y está compuesto por 40% turba rubia pura, 40% arena de cuarzo, 10% corteza de pino troceada y 10% perlita. Imprescindible el uso de macetas muy voluminosas (mín. 20 cm de diámetro) y de material muy poroso como arcilla. Las raíces son extremadamente sensibles, por lo que no se transplantar o sacar de la maceta. Si las raíces fueran afectadas, la planta estaría perdida.

Riego y humedad: El riego correcto es la clave del éxito en el cultivo. El substrato no se puede mojar, pero tampoco secarse por completo. En invierno y primavera mantener el substrato más húmedo que en verano y otoño. Se puede meter la maceta que contiene a la planta (imprescindible que sea de un material poroso) en otra más grande de plástico con una capa de drenaje en el fondo (bolas de arcilla) y rellenando el espacio entre ambas con turba rubia mojada. El agujero de drenaje de la maceta de arcilla tendrá que estar tapado. Ahora sólo habrá que asegurarse de mantener la turba (entre las macetas) mojada y de que la planta recibe la suficiente humedad a través de la maceta porosa.

Otro método más sencillo: utilizar una maceta aún más grande (mín. 40 cm de diámetro), rellenar al menos una cuarta parte con bolas de arcilla (drenaje) y el resto con substrato. Ahora se puede regar por estancamiento moderado de vez en cuando. Recuerda: nuca regar por arriba y, ante la duda, es mejor regar demasiado poco que demasiado.

Humedad por encima de 40%.

Descanso: En verano y otoño.

Reproducción: Sólo es posible mediante semillas, producidas en gran cantidad por las plantas. Para que este método sea más efectivo las semillas se pueden "pulir" con un poco de papel de lija o, mejor, tratarlas con hormonas de raíces. A finales de invierno o principios de primavera, se siembran directamente en la maceta definitiva, ya que será imposible transplantar las plantas (por muy pequeñas que sean) posteriormente. Se cubren con unos milímetros de substrato húmedo. Es normal que se pierda a parte de las plantas cuando éstas tengan unos 4 cm, por eso asegúrate de sembrar las suficientes para que sobrevivan algunas.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 04:00


Genlisea

Estas plantas fueron unas desconocidas hasta hace poco, aunque ya Darwin sospechó de su carnivorismo. Actualmente se están introduciendo lentamente en las colecciones de los aficionados y no dejan de ser escasas en su hábitat natural.

Especies: 21.

Familia: Lentibulariaceae.

Distribución: Latitudes tropicales de África, Madagascar y Sudamérica.

Tipo planta: Terrestre o semi-acuática. Algunas especies son anuales.

Tamaño: Rosetas entre 1 y 5 cm de diámetro.

Descripción: Pequeñas rosetas de hojas parecidas a las de Utricularia. Igual que Utricularia, estas plantas carecen de raíces, pero poseen hojas subterráneas en este caso modificadas en forma de tubo que se abren abajo del todo. Cada tubo presenta una ramificación, dividiéndose en dos (de forma que es casi como una "Y" al revés) y un pequeño "estómago" un poco más arriba. Dentro del tubo hay pequeños pelillos. Flores amarillas o violetas de 5 lóbulos que crecen sobre un pedúnculo floral de hasta 50 cm.

Tipo trampa: Trampa de nasa (pasiva). Digestión activa.

Funcionamiento: Recientemente se ha descubierto que los tubos desprenden sustancias químicas que atraen a numerosos protozoos y microorganismos acuáticos. Éstos se adentran en los tubos y a partir de ahí, por la influencia de los pelos en el interior, no pueden retroceder y avanzan sólo en una dirección: hacia arriba, e inevitablemente acaban en el "estómago" del tubo donde se lleva a cabo la digestión.

CULTIVO:

Generalidades: Estas plantas son aún muy escasas en cultivo, y muchas especies son bastante difíciles de cultivar. Algunas especies incluso precisan de agua corriente con un alto contenido de oxígeno. Para empezar con este género son recomendables las especies Genlisea hispidula y G. violacea, de abundante floración y relativamente fáciles de mantener.

Temperatura: En verano entre 25 y 35ºC y en invierno alrededor de 20ºC. Evitar temperaturas por debajo de 18ºC.

Luz: Mucha luz, pero evitar el sol directo demasiado intenso. También vale luz ultravioleta artificial.

Substrato: 2 partes de arena de cuarzo gruesa (importante: diámetro entre 3,5 y 5 mm) y 1 parte de turba rubia pura. Se utilizan macetas de plástico, a las que se cortan grandes agujeros abajo en los lados para que las trampas puedan salir y tener contacto con el agua.

Riego y humedad: La maceta modificada como se describe arriba se mete dentro de un cubo o de una maceta cerrada de igual altura, pero más ancha para que las trampas tengan espacio. En verano la sobremaceta se llena hasta que el nivel de agua esté 1 cm por debajo del borde de la maceta que contiene a la planta. En invierno el nivel de agua estará a 1/4 de la altura. Se riega con agua de pH 6 y se renueva frecuentemente. Humedad constante entre 80- 90%.

Descanso: Algunas especies tienen un descanso en invierno.

Reproducción: Por semillas o esquejes de hoja. Genlisea violacea además produce muchos vástagos.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 04:02


Heliamphora

El jarro de las marismas, la más primitiva de las plantas carnívoras, sólo se encuentra en un pequeño y extraño área en Sudamérica y no es muy abundante en cultivo. "Heliamphora" significa, precisamente, "ánfora o jarro de las marismas", no "jarro de sol" como se ha traducido erróneamente en muchas ocasiones.

Especies: 8.

Familia: Sarraceniaceae.

Distribución: En las mesetas denominadas "tepuis" ( "casas de los Dioses") en las zonas fronterizas entre Brasil, Venezuela y Guayana, a gran altura y en un microclima fresco y húmedo.

Tipo planta: Terrestre, con rizoma.

Tamaño: Altura entre 10 cm (Heliamphora minor) y más de 4 metros (H. tatei). Jarros de hasta 40 cm de largo en H. tatei.

Descripción: El rizoma produce brotes que se pueden ramificar, o bien directamente los jarros, en rosetas. Los jarros son muy primitivos y tienen unos pequeños capuchones que no protegen los jarros, sino que segregan néctar que atrae insectos. Los jarros están, por tanto, abiertos y se llenan de agua de lluvia. Los más grandes tienen un agujerito a media altura para regular el nivel de agua en el interior, ya que las precipitaciones son muy abundantes (por no decir constantes). El borde es resbaladizo y las paredes interiores, aparte de resbaladizas, están provistas de pelos que crecen hacia abajo. Las flores se encuentran sobre un largo pedúnculo floral, son de color blanco, roseado o verdoso y suelen tener forma de estrella.

Tipo trampa: Trampa jarro (pasiva). Digestión pasiva.

Funcionamiento: Los insectos son atraídos por el dulce olor del néctar y resbalan al adentrarse en el jarro. Se ahogan entonces en el agua que éste contiene. Los jarros de las marismas no producen enzimas, las presas son descompuestas por bacterias y microorganismos que viven en el agua y posteriormente la planta absorbe los nutrientes. Es lógico que estas plantas no produzcan enzimas, ya que con las abundantes precipitaciones se diluirían demasiado o se perderían.

Curiosidades: El lugar en el que crecen estas plantas tiene un microclima especial y único: las temperaturas son frescas durante todo el año, la exposición solar alta y las constantes precipitaciones lavan prácticamente todos los nutrientes del suelo y mantienen la humedad ambiental muy alta. Dado que están aislados de cualquier otro ecosistema, en los "tepuis" hay una fauna y flora que ha permanecido inalterada desde hace miles de años. No sin motivos, Arthur Conan Doyle situó ahí el desenlace de su novela ¿El mundo perdido¿, en la cual son descubiertos dinosaurios que aún habitan en la Tierra.

CULTIVO:

Generalidades: Los jarros de las marismas no abundan en el comercio, ya que son escasos en la naturaleza y su cultivo es realmente complicado. El principal problema de cultivo es la baja temperatura exigida durante todo el año. Para empezar son recomendables los híbridos, más tolerantes con la temperatura que las especies puras, por ejemplo Heliamphora x nudoxa (H. nutans x H. heterodoxa).

Temperatura: En verano, alrededor de 18-20ºC, de noche la temperatura tendrá que bajar por debajo de 15ºC. Temperaturas sobre los 25ºC pueden ser letales. En invierno entre 5 y 15ºC.

Luz: Mucha luz, pero indirecta. Cuidado con el sol directo, ya que la temperatura debe mantenerse lo más baja posible. La mejor opción es luz ultravioleta artificial que no caliente demasiado.

Substrato: Dejar en el fondo de la maceta una gruesa capa de drenaje (bolitas de arcilla). Substrato de 30% turba rubia pura, 50% arena de cuarzo y 20% perlita. Musgo de esfagnos vivo en la superficie. Algunas especies se cultivan exclusivamente sobre musgo de esfagnos vivo, el cual hay que cambiar como mínimo cada año. Se utilizan macetas de materiales porosos (arcilla).

Riego y humedad: No encharcar demasiado pero tampoco dejar secar el substrato. Gracias a la gruesa capa de drenaje en el fondo de la maceta se puede regar por estancamiento moderado sin correr demasiados riesgos. Regar menos en invierno. También se puede regar pulverizando frecuentemente agua sobre el substrato. Humedad constante por encima de 75%.

Descanso: Sólo si la temperatura baja lo suficiente en invierno.

Reproducción: Dividir plantas grandes con cuidado en primavera.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 04:15


Nepenthes

Las maravillosas plantas jarro son muy populares entre los aficionados y también son utilizadas como plantas decorativas. Por desgracia, muchas especies se hallan amenazadas por la destrucción de su hábitat, las pluviselvas tropicales asiáticas. Por eso todas las especies están incluidas en los Apéndices I o II del CITES.

Especies: Unas 98 especies y más de 230 híbridos, los cuales son también fértiles.

Familia: Nepenthaceae.

Distribución: Principalmente en las islas del sur asiático (Borneo es la isla que al*** más especies), pero también hay algunas en el norte de Australia, India, Islas Seychelles y hasta en Madagascar. Nepenthes mirabilis tiene el área de extensión más amplia y se encuentra incluso en Nueva Zelanda.

Tipo planta: Terrestre.

Tamaño: Plantas adultas pueden alcanzar una longitud de más de 15 metros (p. ej.: Nepenthes edwardsiana o N. bicalcarata). Jarros entre 5 y 40 cm.

Descripción: Las plantas jóvenes y las no trepadoras forman rosetas en el suelo, mientras que las trepadoras (lianas) desarrollan largos tallos leñosos. Estos tallos pueden crecer hasta lo más alto de la selva, o bien arrastrarse por el suelo formando múltiples rosetas. Las hojas son bastante grandes y en sus extremos tienen un cordón más o menos largo tras el cual se desarrolla la trampa jarro. Los jarros, de formas y colores variados, suelen ser alargados y tienen una tapa inmóvil en la parte superior (que evita que los líquidos digestivos se diluyan demasiado) y dos molduras (más o menos desarrolladas según la especie) que recorren la parte delantera de los jarros. Los bordes pueden ser muy anchos o dentados hacia dentro.

Los jarros colgantes se diferencian de los que se apoyan en el suelo, incluso en una misma planta. Alrededor de los bordes hay numerosas glándulas que segregan néctar. En el fondo de los jarros hay una mezcla de líquidos digestivos y agua. Las raíces están bastante desarrolladas y presentan ramificaciones. Las flores masculinas y femeninas se encuentran sobre plantas distintas, siendo las masculinas las productoras de polen (tienen pequeños capuchones amarillos). No son muy vistosas.

Grupos: Las plantas jarro se dividen en especies de tierras bajas (p. ej. N. ampullaria, N. albomarginata, N. bicalcarata y N. rafflesiana), y en especies de tierras altas o montañosas (p. Ej. N. edwardsiana, N. lowii, N. tobaica y N. villosa). Las Nepenthes de tierras bajas crecen en terrenos de hasta 1000 metros de altura, en un clima cálido y constantemente húmedo. Las espectaculares Nepenthes montañosas se encuentran en terrenos más altos, donde las noches son mucho más frescas. Esto tiene que tenerse en cuenta en el cultivo, resultando ser las especies de tierras bajas mucho más fáciles y robustas.

Tipo trampa: Trampa jarro (pasiva). Digestión activa.

Funcionamiento: Los insectos aterrizan en el borde del jarro en busca de néctar. Los jarros apoyados en el suelo pueden tener molduras muy desarrolladas para facilitar a los insectos no voladores el acceso al borde. Como éste es resbaladizo y las paredes internas del jarro están recubiertas por una especie de cera, las presas pierden pie y se ahogan en el líquido en el fondo del jarro, donde son digeridas.

Curiosidades: Los jarros de Nepenthes rajah, una especie montañosa, pueden llegar a tener 40 cm de largo y hasta 4 litros de volumen. En ellos se han encontrado restos de pequeños animales vertebrados.

Otra especie, N. bicalcarata, tiene una extraña simbiosis con una especie de hormiga (Campanotus schmitzi), que habita en un pincho hueco en la parte trasera del jarro y ayuda a la planta a digerir sus presas despedazándolas y alimentándose de parte de ellas, ya que se mueve con facilidad por la parte interna del jarro.

CULTIVO:

Generalidades: Algunas especies de tierras bajas son fáciles de cultivar, mientras que otras son bastante difíciles, sobre todo las especies montañosas. El principal problema de cultivo es la alta humedad exigida por todas las especies y el tamaño que pueden alcanzar. Las más robustas son los híbridos de tierras bajas (p. ej. Nepenthes x ventrata N. ventricosa x N. alata), N. alata y N. gracilis. Estas especies se suelen encontrar en floristerías o viveros como plantas colgantes decorativas, aunque se pueden plantar en terrarios o macetas como las demás plantas carnívoras. Resultan aconsejables plantas muy jóvenes, no demasiado grandes y sin embargo igual de espectaculares que las adultas.

Temperatura: Para las especies de tierras bajas, temperaturas constantes entre 20 y 30ºC durante todo el año. Para las especies montañosas, temperatura alrededor de 25ºC de día y por debajo de 15ºC de noche. Las especies montañosas son sensibles al calor excesivo.

Luz: Luz indirecta, evitar el sol directo.

Substrato: Debe drenar bien. Es adecuado un substrato compuesto por 40% fibra de coco, 30% turba rubia pura, 10% corteza de pino fina, 10% vermiculita y 10% arena de cuarzo gruesa, aunque no es necesario complicarse tanto. Eso sí, que el substrato tenga un valor pH 6 aproximadamente. No añadir perlita y procurar no utilizar demasiada turba rubia (acidez excesiva). Son preferibles macetas de plástico.

Riego y humedad: Regar por pulverización, manteniendo el substrato húmedo. No encharcar. El método de estancamiento no es muy adecuado para estas plantas, o sólo si es muy moderado. Por supuesto, regar exclusivamente con agua libre de cal. Imprescindible una humedad constante por encima de 70%, por lo que se aconseja el cultivo en terrarios o invernaderos.

Descanso: Con la temperatura indicada, todas las especies crecen durante todo el año.

Reproducción: Por esquejes de hoja, esquejes de tronco o por semillas. En los esquejes de hoja, cortar la hoja por la mitad para reducir la pérdida de humedad y plantar sólo la parte final de la hoja (donde se desarrolla el cordón y el jarro).



LAS PLANTAS CARNIVORAS

9425
 lobo 
» y tengo años
» Fecha: 01/03/2007 - 04:16


Pinguicula

Estas plantas se llaman "grasillas" por la consistencia carnosa de sus hojas, que están recubiertas por una especie de liquido viscoso. Con sus hermosas flores decoran muchas colecciones, ya que algunas son bastante fáciles de cultivar.

Especies: Unas 80 especies.

Familia: Lentibulariaceae.

Distribución: Se encuentra en casi todo el hemisferio norte y en Centro- y Sudamérica (principalmente en México).

Tipo planta: Terrestre, 2 especies epifitas (Pinguicula lignicola y P. casabitoana); en roseta.

Tamaño: Diámetro desde 2 centímetros (P. gracilis) hasta 30 centímetros (P. vallisneriifolia).

Descripción: Las plantas de este género tienen hojas de consistencia carnosa, casi suculentas, que forman una roseta pegada al suelo. Hay especies de crecimiento homogéneo y especies de crecimiento heterogéneo. Sobre las hojas hay pequeños tentáculos apenas visibles que segregan un líquido viscoso que cubre las hojas. Las raíces están poco desarrolladas y no son muy abundantes. Las flores son muy decorativas, de color roseado, violeta, blanco o azul y se parecen mucho a las de las violetas. Pueden ser bastante grandes (hasta 6 centímetros de diámetro en P. moranensis) y aparecen en gran cantidad.

Grupos: Las grasillas se dividen en plantas tropicales y nórdicas. Las especies subtropicales y mexicanas no pasan por periodos de frío y se dividen en especies de crecimiento homogéneo y en especies de crecimiento heterogéneo. Las especies de crecimiento heterogéneo (p. ej. Pinguicula moranensis, P. gypsicola) producen diferentes rosetas dependiendo de la estación del año, siendo las hojas producidas en invierno más pequeñas y no carnívoras. En las especies de crecimiento homogéneo (p. ej. P. emarginata, P. filifolia, P. pumila) el tamaño de la roseta no varía. Generalmente, los híbridos son fáciles de cultivar y son apropiados para principiantes. Las especies nórdicas (p. ej. P. grandiflora, P. vulgaris, P. alpina) producen yemas resistentes al frío en invierno, perdiendo sus hojas, y se reproducen por propágulos en otoño. Su cultivo es más complicado y se mantienen al exterior.

Tipo trampa: Trampa pegajosa activa. Digestión activa.

Funcionamiento: Los insectos que se posan sobre las hojas de las grasillas se quedan pegados debido al líquido viscoso que cubre las hojas. En cuanto la planta detecta a la presa, hace un pequeño molde que se llena de líquidos digestivos (enzimas) que degradan a los insectos. Las hojas de algunas especies (p. ej. Pinguicula vulgaris) apoyan este proceso doblándose por los bordes, aumentando así la superficie de contacto.

Se ha detectado que las plantas carnívoras no "comen" únicamente animales, sino también toda materia orgánica que les pueda ser útil. En el caso de algunas grasillas, la captura puede estar compuesta en gran medida por polen, el cual también es digerido.

Curiosidades: En muchas jardinerías o colecciones botánicas, las grasillas se utilizan para controlar o eliminar plagas de pequeños parásitos.

CULTIVO:

Generalidades: Los híbridos de grasillas mexicanas, como Pinguicula x weser, P. x sethos y P. x aphrodite, abundan en el comercio y son fáciles de cultivar. Las especies tropicales son adecuadas para terrarios y las nórdicas se cultivan al exterior.

Temperatura: Especies nórdicas: en verano unos 20ºC y en invierno alrededor de 5ºC. Las heladas no son un problema. Especies subtropicales y mexicanas: en verano por 25ºC y en invierno alrededor de 10ºC. Los híbridos antes mencionados también soportan temperaturas más altas en invierno. Algunas pocas especies tropicales se deben cultivar durante todo el año a 20-25ºC.

Iluminación: Mucha luz, pero cuidado con el sol directo. La mayoría crece bien con luz indirecta o incluso en orientación norte.

Riego y humedad: Riego por el método de estancamiento, sin encharcar demasiado. En invierno casi no habrá que regar (especies subtropicales y mexicanas). Las grasillas son más tolerantes con el agua calcárea que las demás plantas carnívoras, por tanto es posible el riego con agua de grifo blanda. Si el agua de grifo de tu región es dura, mézclala con agua destilada.

La humedad correcta está alrededor del 50%, sin embargo, algunas especies exigen una humedad bastante más alta.

Substrato: Para la mayoría de las especies, es adecuado un substrato neutro (pH 7): 20-30% turba rubia o negra pura, 50% perlita, 20-30% arena de cuarzo. Algunas especies, sobre todo subtropicales, necesitan un aporte extra de cal.

Descanso: Las grasillas nórdicas tienen un descanso invernal, durante el que persisten mediante yemas resistentes al frío. Las grasillas subtropicales y mexicanas pueden detener su crecimiento si las temperaturas bajan demasiado.

Reproducción: Por semillas, esquejes de hoja (con hojas de invierno en las especies de crecimiento heterogéneo) y por propágulos (especies nórdicas) (ver sección de reproducción). Muchas especies se dividen después de la floración y se pueden separar.



LAS PLANTAS CARNIVORAS

» Últimos posts